Graco Ramirez

El Peor Sexenio de Morelos

CADA VEZ ESTÁ MÁS CERCA
El cierre de este sexenio. El gobernador Graco Ramírez, calificado por los ciudadanos como uno de los más voraces presupuestívoros, está por irse a su casa, aunque algunos insisten en que deberá pisar Atlacholoaya. Por lo pronto, desde Polanco, el tabasqueño Graco cuenta los días que le faltan para dejar la silla principal de Morelos, desde donde hizo tantos negocios, y también mucho daño a los morelenses.

Graco Ramirez


ESTE HA SIDO EL PEOR SEXENIO
Para Morelos. Así lo advierten diversos grupos sociales de la entidad. Además, Graco Ramírez heredará al próximo mandatario Cuauhtémoc Blanco Bravo, una deuda superior a los diez mil millones de pesos. Esto, además de la lacerante inseguridad y el desempleo, que tienen a la entidad tlahuica en el hoyo. En campaña, Graco prometió que terminaría con la delincuencia en 18 meses, lo cual fue una más de sus fanfarronadas.


DESDE LOS PRIMEROS 100 DÍAS
Los morelenses reprobaron la actuación del gobernador Graco Ramírez. Las primeras encuestas sobre su desempeño como mandatario de la entidad, fueron con reportes negativos. Cinco de calificación, le dieron a Graco en los primeros meses de su gobierno. Y después, vendrían las marchas y movilizaciones de repudio hacia la figura del tabasqueño, y también contra su partido, el nefasto PRD. Sin embargo, no se logró mover a Graco.

HASTA EL OBISPO SE SUMÓ
Pero Graco no se movió. Las movilizaciones y marchas de protesta fueron y vinieron a la capital del país. Nada pasó. En Gobernación, les dieron largas a todos los que llegaron a Bucareli. Las Legislaturas LII y LIII, se olvidaron de su compromiso con el pueblo morelense, y se dedicaron a obedecer y servir a su amo el tabasqueño Graco. El gobernador supo llegarles. Más a los de la LIII, que se tornaron enemigos del pueblo de Morelos, y fieles siervos del Ejecutivo.

DESDE HACE TRES AÑOS
También resultó ríspida la relación con el ex futbolista Cuauhtémoc Blanco, quien asumió la presidencia municipal de Cuernavaca, tras aplastante vistoria sobre uno de los consentidos de Graco Ramírez, el famoso y rementado Chaplin, Jorge Messeguer, a quien los ciudadanos repudiaron en las urnas, y lo mandaron hasta el cuarto lugar, con muy pocos votos. De balde tanto gasto de Graco para apoyarlo.

A CUAUHTÉMOC NUNCA LO DEJARON
En paz. Se trataba de bloquearlo para las elecciones del 2018. Sin embargo, y a pesar de las campañas de desprestigio contra el rementado Cuau, no lograron evitar que el ex seleccionado nacional de futbol, fuera mandado como candidato, y que Morena, aprovechara su fama como deportista, para catapultarlo a la candidatura por la gubernatura. Andrés Manuel, traicionado en su momento por Graco, vio que con el Cuau la podía ganar y así jugó.

AL PASO DEL TIEMPO
Al gobernador Graco le valió máderes Morelos. Desde que llegó, se veía que así sería. Hizo negocios con todo y con todos. Principalmente sus amigos y familiares. En los primeros dos años, se hizo evidente su actuación valemadrista hacia Morelos y los moelenses. Hasta la estatua ecuestre del General José María Morelos, que estaba en los límites de la entidad y la ciudad de México, fue derribada. Graco dijo que se investigaría este hecho, pero nunca lo hizo.

EL CORUCO, EL CONGRESO
En su momento, fueron señalados como negociazos de Graco y su gente. Nada pasó. El estadio de futbol, que supuestamente sería un detonante para la economía de la zona sur de Morelos, se le entregó a un empresario de origen tapatío, y punto. Así de fácil. Y, sobre el asunto de la nueva sede del Congreso Local, se habló de una danza de millones de pesos, y a fin de cuentas, Graco en corto inauguró el inmueble, sin terminar, y a unos meses ya con bastante deterioro en algunas áreas. Es más, hasta ahora, no ha sido ocupado en su totalidad.

DENTRO DE 10 DÍAS LLEGARÁN
Los nuevos inquilinos de este elefantote, los integrantes de la LIV Legislatura. Y el coordinador de la bancada de Morena, el ex aplaudidor de Graco, ex integrante del PRD, y ahora pejista, el ex diputado federal Javier Chávez García, mejor conocido como El Gato, ya tiene la encomienda de su jefito de quitarle mandarriazos y de meter al aro a los futuros diputados. Por cierto, en la LIV Legislatura, habrá mayoría de mujeres, algo histórico también.

¿Y LOS PARTIDOS POLÍTICOS?
Recuperándose de la vapuleada que les dio el pueblo en las pasadas elecciones del mes de julio de este año. Ya empezaron a juntarse para lamerse las heridas. Carlos Terrazas, el dirigente del PAN en la entidad, aceptó la invitación del candidato perdedor del blanquiazul, Javier Bolaños, quien le pidió siguiera al frente. En el PRI, volvió el controvertido Alberto Martínez, mientras Jorge Meade, anda haciendo reuniones con sus seguidores tras el descalabro de julio. En el PRD, también buscan reagruparse, pero el famoso Gayo, quedó muy desplumado.
    

RECONOCIMIENTO A MATÍAS
No se emocionen, no el Matías que están pensando. Se trata del priísta Matías Nazario Morales, no del presidente del PRD, Matías Quiroz. El todavía diputado federal por Morelos, Matías Nazario, será objeto de un reconocimiento hoy en Los Belenes, por los recursos que bajó de la Federación para beneficiar a varios municipios morelenses. Desde hace casi medio año que el chaparrito se había olvidado de sus amigos en suelo tlahuica. Hoy invitaron a medio mundo a desayunar.

La frase de hoy: La sabiduría se halla en la verdad.

Hasta el miércoles con más TECLAZOS POLÍTICOS.